Cada uno tendrá que dar cuentas de sí a Dios . . . Comentarios sobre Romanos 14-15

 Pablo sigue enseñándonos lo que significa dar nuestros cuerpos en sacrificio vivo a Dios. A estas alturas Pablo ha sido instrumento en la fundación de varias congregaciones de creyentes. Ha podido regresar a visitar estas congregaciones con el fin de animarlos en la fe. Seguramente en base a su experiencia y bajo la guianza del Espíritu Santo, decide dedicar capítulo y medio a instrucciones sobre como debemos relacionarnos entre creyentes. Específicamente Pablo sabe que hay creyentes con ciertas reglas en cuanto a días y comidas mientras que otros creyentes no tienen tales reglas. Nos habla de como debemos relacionarnos los de un grupo con los del otro grupo.

Romanos 14

1 Reciban al que es débil en la fe, pero no para entrar en discusiones. 2 A algunos su fe les permite comer de todo, pero hay quienes son débiles en la fe, y sólo comen verduras. 3 El que come de todo no debe menospreciar al que no come ciertas cosas, y el que no come de todo no debe condenar al que lo hace, pues Dios lo ha aceptado. 4 ¿Quién eres tú para juzgar al siervo de otro? Que se mantenga en pie, o que caiga, es asunto de su propio señor. Y se mantendrá en pie, porque el Señor tiene poder para sostenerlo.

Nos introduce al que llama “débil en la fe.” Aún antes de aclarar porque los considera débiles en la fe, nos dice que los debemos recibirlos, “pero no para entrar en discusiones.

Define como “débiles en la fe” a quienes “sólo comen verduras.” Pablo dice que debemos tener un respeto para todos, sin importar si son fuertes o débiles porque, “¿quién eres tú para juzgar al siervo de otro?” Ambos son siervos de Dios. Dios va a hacer su obra en cada uno, “porque el Señor tiene poder para sostenerlo.

De inicio entendemos que el amor para nuestros hermanos en la fe es amor para siervos de Dios. Entendemos que el amor para los hermanos debe ser primordial, más que insistir en un acuerdo sobre detalles de doctrina. Digo detalles de doctrina porque en otros pasajes Pablo mismo denuncia a los que se apartan de los fundamentos de la fe.

La actitud incorrecta del “que come de todo” sería “menospreciar al que no come ciertas cosas” precisamente porque es débil en la fe. La actitud incorrecta del “que no come de todo” sería “condenar al que lo hace,” juzgando que hace mal en comer de todo.

Al entrar personas nuevas a la iglesia Dios empieza a cambiar sus vidas. Nosotros no debemos juzgarlos por algo que hacen o no hacen. No podemos esperar que ellos entiendan ni practique de inmediato lo que quizás nos llevo años entender y poner en práctica. Demos reconocer que Dios esta obrando en sus vidas y apoyarlos con oración y amor.

Debemos tomar nota que en este primer ejemplo Pablo trata el caso de alimentación. Hay personas que piensan que cierta forma de comer esta prohibido delante de Dios. Dentro de la ley de Moisés se prohibía el comer animales inmundos y comer carne de animales con su sangre, pero en ningún momento hace una prohibición total de comer carne. Es probable entonces que en la iglesia en su inicio ya había la tendencia de algunos de agregar reglas o conceptos ajenos a la enseñanza Bíblica. Hoy en día sigue pasando lo mismo. Hermanos que quieren agregar ciertas reglas de su propia cosecha.

Pablo pasa a otro ejemplo de diferencia de opinión relacionado a reglas.

Romanos 14

5 Hay quien considera que un día tiene más importancia que otro, pero hay quien considera iguales todos los días. Cada uno debe estar firme en sus propias opiniones. 6 El que le da importancia especial a cierto día, lo hace para el Señor. El que come de todo, come para el Señor, y lo demuestra dándole gracias a Dios; y el que no come, para el Señor se abstiene, y también da gracias a Dios. 7 Porque ninguno de nosotros vive para sí mismo, ni tampoco muere para sí. 8 Si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. Así pues, sea que vivamos o que muramos, del Señor somos. 9 Para esto mismo murió Cristo, y volvió a vivir, para ser Señor tanto de los que han muerto como de los que aún viven.

Toma el caso de los que tienen ciertas reglas relacionados a días. No nos da ejemplos de que días. Bajo la ley de Moisés si se celebraban ciertos días. Podría referirse a esos días, aunque en ese caso creo que Pablo les hubiera recordado que no están bajo la ley.

Pablo dirige nuestra atención a las intenciones de uno y otro grupo. Ambos practican su postura, ya sea de reglas o de libertad, “para el Señor.” Esto es su intención es servir y agradar a Dios. Es bello ver que ambos grupos pueden decir, “sea que vivamos o que muramos, del Señor somos.

Romanos 14

10 Tú, entonces, ¿por qué juzgas a tu hermano? O tú, ¿por qué lo menosprecias? ¡Todos tendremos que comparecer ante el tribunal de Dios! 11 Está escrito:

«Tan cierto como que yo vivo —dice el Señor—,

ante mí se doblará toda rodilla

y toda lengua confesará a Dios.»

12 Así que cada uno de nosotros tendrá que dar cuentas de sí a Dios.

Pablo nos indica que no debemos juzgar a nuestro hermano. No es nuestro papel juzgar a los hermanos. Dios es el que nos va a juzgar a todos, “¡Todos tendremos que comparecer ante el tribunal de Dios!

Romanos 14

13 Por tanto, dejemos de juzgarnos unos a otros. Más bien, propónganse no poner tropiezos ni obstáculos al hermano. 14 Yo, de mi parte, estoy plenamente convencido en el Señor Jesús de que no hay nada impuro en sí mismo. Si algo es impuro, lo es solamente para quien así lo considera. 15 Ahora bien, si tu hermano se angustia por causa de lo que comes, ya no te comportas con amor. No destruyas, por causa de la comida, al hermano por quien Cristo murió. 16 En una palabra, no den lugar a que se hable mal del bien que ustedes practican, 17 porque el reino de Dios no es cuestión de comidas o bebidas sino de justicia, paz y alegría en el Espíritu Santo. 18 El que de esta manera sirve a Cristo, agrada a Dios y es aprobado por sus semejantes.

Pablo defiende, como su postura de que, “en el Señor Jesús” “no hay nada impuro en sí mismo.” Por esto llama débiles a los que mantienen estas reglas. Nos exhorta a considerar que efecto tiene la práctica de nuestra libertad ante los débiles. No debemos angustiarlos, sino por amor considerar su postura.

La iglesia siempre tiene la tentación y la influencia del legalismo, esto es una serie de reglas. Debemos reflejar la verdad de Dios mostrando que, “el reino de Dios no es cuestión de comidas o bebidas sino de justicia, paz y alegría en el Espíritu Santo.

Romanos 14

19 Por lo tanto, esforcémonos por promover todo lo que conduzca a la paz y a la mutua edificación. 20 No destruyas la obra de Dios por causa de la comida. Todo alimento es puro; lo malo es hacer tropezar a otros por lo que uno come. 21 Más vale no comer carne ni beber vino, ni hacer nada que haga caer a tu hermano.

En estos versículos vemos que Pablo incluye el “beber vino” como algo que algunos prohíben. De nuevo en la ley de Moisés no se prohibía tomar vino. Definitivamente aquí están entrando nuevas reglas.

Nos recomiendo no hacer cosas que hagan caer a nuestros hermanos. Va e explicar esto en los siguientes versículos.

Romanos 14

22 Así que la convicción que tengas tú al respecto, manténla como algo entre Dios y tú. Dichoso aquel a quien su conciencia no lo acusa por lo que hace. 23 Pero el que tiene dudas en cuanto a lo que come, se condena; porque no lo hace por convicción. Y todo lo que no se hace por convicción es pecado.

Entendemos aquí que si alguien cree que no se debe comer algo y procede a comerlo entonces para el ¡si esta obrando mal! Esta haciendo algo que cree que ofende a Dios y de todas maneras lo hace.

Romanos 15

1 Los fuertes en la fe debemos apoyar a los débiles, en vez de hacer lo que nos agrada. 2 Cada uno debe agradar al prójimo para su bien, con el fin de edificarlo. 3 Porque ni siquiera Cristo se agradó a sí mismo sino que, como está escrito: «Sobre mí han recaído los insultos de tus detractores.» 4 De hecho, todo lo que se escribió en el pasado se escribió para enseñarnos, a fin de que, alentados por las Escrituras, perseveremos en mantener nuestra esperanza.

Hoy en día insistimos en ejercer nuestros derechos. Pablo nos explica que es más importante “apoyar a los débiles” que ejercer nuestro derecho o “hacer lo que nos agrada.” Debemos seguir el ejemplo de Cristo que no se agradó a si mismo.

Romanos 15

5 Que el Dios que infunde aliento y perseverancia les conceda vivir juntos en armonía, conforme al ejemplo de Cristo Jesús, 6 para que con un solo corazón y a una sola voz glorifiquen al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo.

Vemos que empieza a despedirse con una bendición aunque no ha terminado esta última enseñanza.

Romanos 15

7 Por tanto, acéptense mutuamente, así como Cristo los aceptó a ustedes para gloria de Dios. 8 Les digo que Cristo se hizo servidor de los judíos para demostrar la fidelidad de Dios, a fin de confirmar las promesas hechas a los patriarcas, 9 y para que los gentiles glorifiquen a Dios por su compasión, como está escrito:

«Por eso te alabaré entre las naciones;

cantaré salmos a tu nombre.»

10 En otro pasaje dice:

«Alégrense, naciones, con el pueblo de Dios.»

11 Y en otra parte:

«¡Alaben al Señor, naciones todas!

¡Pueblos todos, cántenle alabanzas!»

12 A su vez, Isaías afirma:

«Brotará la raíz de Isaí,

el que se levantará para gobernar a las naciones;

en él los pueblos pondrán su esperanza.»

13 Que el Dios de la esperanza los llene de toda alegría y paz a ustedes que creen en él, para que rebosen de esperanza por el poder del Espíritu Santo.

Para saber como debemos aceptar a nuestros hermanos en Cristo debemos recordar, “como Cristo los aceptó a ustedes para gloria de Dios.” Si nos hubiera puesto exigencias de entender todo bien y poner todo en práctica, pues ¡no seríamos sus hijos!

Nos recuerda que Cristo se hizo servidor de los judíos y esto ha sido bendición para los judíos y para los gentiles.

De nuevo empezando la despedida de su carta, pide que Dios “los llene de toda alegría y paz a ustedes que creen en él, para que rebosen de esperanza por el poder del Espíritu Santo.” Así podrán mostrar lo que “el reino de Dios” es en verdad.

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , ,

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: