El Uso de Imágenes para Adorar a Dios

La Idolatría o Veneración de Imágenes

A la Luz de la Palabra de Dios

En el presente documento se pretende mostrar:

  1. Que la Iglesia Romana acepta y promueva la Veneración de Imágenes como un culto aceptable a Dios.

  2. Que la veneración tanto en un diccionario como en la definición de la Palabra de Dios equivale a adoración.

  3. Que la Palabra de Dios condena el hacer imágenes, el postrarse ante ellos o pretender que representan a Dios.

  4. Como punto sumamente importante se mostrara que las imágenes no son aceptadas aún cuando se pretenda con ellas adorar al Dios de la Biblia. Esto es no importa que “dios” se busca representar con una imágen a Dios no le agradan.

1) Que la Iglesia Romana acepta y promueva la Veneración de Imágenes como un culto aceptable a Dios.

Bastan creo estas dos citas de los documentos oficiales de Concilio Vaticano segundo para demostrar que en forma oficial la Iglesia Romana no solo acepta sino promueve la veneración de imágenes.

Concilio Vaticano II, Documentos del Concilio Vaticano II

Sacrosanctum concilium

Constitución sobre la Sagrada Liturgia.

CAPÍTULO V EL AÑO LITÚRGICO

111. De acuerdo con la tradición, la Iglesia rinde culto a los Santos y venera sus imágenes y sus reliquias auténticas.

CAPÍTULO VII ARTE Y OBJETOS SAGRADOS

125. Se mantenga firme la práctica de exponer -en las iglesias- Imágenes sagradas a la veneración de los fieles; sean pocas en número y guarden entre sí el debido orden, de suerte que no causen extrañeza al pueblo cristiano ni fomenten una devoción que no sea recta.

Cita: http://www.multimedios.org/docs/d000916/

2) Que la veneración tanto en un diccionario como en la definición de la Palabra de Dios equivale a adoración.

Bastan estas dos definiciones de diccionarios respetables en línea para ver que la segunda definición de veneración es “dar culto”.

venerar

  1. tr. Tener gran respeto a alguien por sus virtudes y cualidades:
    la veneró siempre.
  2. Honrar, dar culto a lo sagrado:
    los padres marianos veneran a la Virgen.
  3. Diccionario de la lengua española © 2005 Espasa-Calpe:

http://www.wordreference.com/definicion/venerar

(Del lat. venerāri).

1. tr. Respetar en sumo grado a alguien por su santidad, dignidad o grandes virtudes, o a algo por lo que representa o recuerda.

2. tr. Dar culto a Dios, a los santos o a las cosas sagradas.

Real Academia Española © Todos los derechos reservados

http://buscon.rae.es/draeI/


3) Que la Palabra de Dios condena el hacer imágenes, el postrarse ante ellos o pretender que representan a Dios.

4) Como punto sumamente importante se mostrara que las imágenes no son aceptadas aún cuando se pretenda con ellas adorar al Dios de la Biblia. Esto es no importa que “dios” se busca representar con una imágen a Dios no le agradan.

Éxodo 32

1 Al ver los israelitas que Moisés tardaba en bajar del monte, fueron a reunirse con Aarón y le dijeron:

Tienes que hacernos dioses que marchen al frente de nosotros, porque a ese Moisés que nos sacó de Egipto, ¡no sabemos qué pudo haberle pasado!

2 Aarón les respondió:

Quítenles a sus mujeres los aretes de oro, y también a sus hijos e hijas, y tráiganmelos.

3 Todos los israelitas se quitaron los aretes de oro que llevaban puestos, y se los llevaron a Aarón, 4 quien los recibió y los fundió; luego cinceló el oro fundido e hizo un ídolo en forma de becerro. Entonces exclamó el pueblo: «Israel, ¡aquí tienes a tu dios que te sacó de Egipto!»

5 Cuando Aarón vio esto, construyó un altar enfrente del becerro y anunció:

Mañana haremos fiesta en honor del Señor.

6 En efecto, al día siguiente los israelitas madrugaron y presentaron holocaustos y sacrificios de comunión. Luego el pueblo se sentó a comer y a beber, y se entregó al desenfreno. 7 Entonces el Señor le dijo a Moisés:

Baja, porque ya se ha corrompido el pueblo que sacaste de Egipto. 8 Demasiado pronto se han apartado del camino que les ordené seguir, pues no sólo han fundido oro y se han hecho un ídolo en forma de becerro, sino que se han inclinado ante él, le han ofrecido sacrificios, y han declarado: “Israel, ¡aquí tienes a tu dios que te sacó de Egipto!”

9 »Ya me he dado cuenta de que éste es un pueblo terco —añadió el Señor, dirigiéndose a Moisés—. 10 Tú no te metas. Yo voy a descargar mi ira sobre ellos, y los voy a destruir. Pero de ti haré una gran nación.

En este pasaje es sumamente importante notar que no estaban tratando de cambiar de Dios. Según ellos estaban adorando al mismo Dios que los saco de Egípto. O sea querían mediante este representación de un becerro de oro representar al Dios que los saco de Egípto.

Dios se enojo tanto con ellos que los quería exterminar. No era un pequeño error el querer usar una imágen para representarlo.

Ahora se podría alegar que el becerro de oro no representa bien a Dios. ¡Claro! Ninguna imagen puede representar bien a Dios. Todos las imágenes son un insulto al creador del universo.

Deuteronomio 4

15 »El día que el Señor les habló en Horeb, en medio del fuego, ustedes no vieron ninguna figura. Por lo tanto, tengan mucho cuidado 16 de no corromperse haciendo ídolos o figuras que tengan alguna forma o imagen de hombre o de mujer, 17 o imágenes de animales terrestres o de aves que vuelan por el aire, 18 o imágenes de animales que se arrastran por la tierra, o peces que viven en las aguas debajo de la tierra. 19 De lo contrario, cuando levanten los ojos y vean todo el ejército del cielo —es decir, el sol, la luna y las estrellas—, pueden sentirse tentados a postrarse ante ellos y adorarlos. Esos astros los ha designado el Señor, el Dios de ustedes, como dioses de todas las naciones que están debajo del cielo. 20 Pero a ustedes el Señor los tomó y los sacó de Egipto, de ese horno donde se funde el hierro, para que fueran el pueblo de su propiedad, como lo son ahora.

21 »Sin embargo, por culpa de ustedes el Señor se enojó conmigo y juró que yo no cruzaría el Jordán ni entraría en la buena tierra que el Señor su Dios les da en posesión. 22 Yo moriré en esta tierra sin haber cruzado el Jordán, pero ustedes sí lo cruzarán y tomarán posesión de esa buena tierra. 23 Tengan, pues, cuidado de no olvidar el pacto que el Señor su Dios ha hecho con ustedes. No se fabriquen ídolos de ninguna figura que el Señor su Dios les haya prohibido, 24 porque el Señor su Dios es fuego consumidor y Dios celoso.

25 »Si después de haber tenido hijos y nietos, y de haber vivido en la tierra mucho tiempo, ustedes se corrompen y se fabrican ídolos y toda clase de figuras, haciendo así lo malo ante el Señor su Dios y provocándolo a ira, 26 hoy pongo al cielo y a la tierra por testigos contra ustedes, de que muy pronto desaparecerán de la tierra que van a poseer al cruzar el Jordán. No vivirán allí mucho tiempo, sino que serán destruidos por completo. 27 El Señor los dispersará entre las naciones, y entre todas ellas sólo quedarán esparcidos unos pocos. 28 Allí ustedes adorarán a dioses de madera y de piedra, hechos por seres humanos: dioses que no pueden ver ni oír, ni comer ni oler.

29 »Pero si desde allí buscas al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma, lo encontrarás. 30 Y al cabo del tiempo, cuando hayas vivido en medio de todas esas angustias y dolores, volverás al Señor tu Dios y escucharás su voz.31 Porque el Señor tu Dios es un Dios compasivo, que no te abandonará ni te destruirá, ni se olvidará del pacto que mediante juramento hizo con tus antepasados.

El Señor es Dios

32 »Pregúntales ahora a los tiempos pasados que te precedieron, desde el día que Dios creó al ser humano en la tierra, e investiga de un extremo a otro del cielo. ¿Ha sucedido algo así de grandioso, o se ha sabido alguna vez de algo semejante? 33 ¿Qué pueblo ha oído a Dios hablarle en medio del fuego, como lo has oído tú, y ha vivido para contarlo? 34 ¿Qué dios ha intentado entrar en una nación y tomarla para sí mediante pruebas, señales, milagros, guerras, actos portentosos y gran despliegue de fuerza y de poder, como lo hizo por ti el Señor tu Dios en Egipto, ante tus propios ojos?

35 »A ti se te ha mostrado todo esto para que sepas que el Señor es Dios, y que no hay otro fuera de él. 36 Desde el cielo te permitió escuchar su voz, para instruirte. Y en la tierra te permitió ver su gran fuego, desde el cual te habló. 37 El Señor amó a tus antepasados y escogió a la descendencia de ellos; por eso te sacó de Egipto con su presencia y gran poder, 38 y ante tus propios ojos desalojó a naciones más grandes y más fuertes que tú, para hacerte entrar en su tierra y dártela en posesión, como sucede hoy.

39 »Reconoce y considera seriamente hoy que el Señor es Dios arriba en el cielo y abajo en la tierra, y que no hay otro.

Este pasaje subraya que Dios les habló directamente y obro con obras maravillosas, sin que vieran una figura de Él.

Hablando de Dios, aclara que no deben hacer hacer esculturas, ni imágenes de hombres, mujeres, animales ni ninguna otra cosa. Dice de forma clara que no deben postrase ante ellos, ni adorarlos que es la segunda definición de venerar.

Los “dios” o imágenes que los hombres hacen no pueden ver ni oír, ni comer ni oler. En contraste con esto el Dios verdadero es vivo, poderoso y esta actuando entre los hombres.

Las imágenes son malas porque cambian lo vivo, poderoso y sabio de Dios por lo inato, inútil y tonto de un objeto.

Deuteronomio 5

1 Moisés convocó a todo Israel y dijo:

«Escuchen, israelitas, los preceptos y las normas que yo les comunico hoy. Apréndanselos y procuren ponerlos en práctica. 2 El Señor nuestro Dios hizo un pacto con nosotros en el monte Horeb. 3 No fue con nuestros padres con quienes el Señor hizo ese pacto, sino con nosotros, con todos los que hoy estamos vivos aquí. 4 Desde el fuego el Señor les habló cara a cara en la montaña. 5 En aquel tiempo yo actué como intermediario entre el Señor y ustedes, para declararles la palabra del Señor, porque ustedes tenían miedo del fuego y no subieron a la montaña. El Señor dijo:

6 »Yo soy el Señor tu Dios. Yo te saqué de Egipto, país donde eras esclavo.

7 »No tengas otros dioses además de mí.

8 »No hagas ningún ídolo ni nada que guarde semejanza con lo que hay arriba en el cielo, ni con lo que hay abajo en la tierra, ni con lo que hay en las aguas debajo de la tierra. 9 No te inclines delante de ellos ni los adores. Yo, el Señor tu Dios, soy un Dios celoso. Cuando los padres son malvados y me odian, yo castigo a sus hijos hasta la tercera y cuarta generación.

Este pasaje de nuevo enfatiza que el Dios de la Biblia les hablo directamente en voz audible.

El pasaje aclara que no deben crear no solo ningún ídolo sino nada nada que guarde semejanza con lo que hay arriba en el cielo, ni con lo que hay abajo en la tierra, ni con lo que hay en las aguas debajo de la tierra!! No es necesario discutir la diferencia entre venerar y adorar, simplemente no te inclines delante de ellos. Y claro ni los adores.

Deuteronomio 12

1 »Éstos son los preceptos y las normas que tendrán cuidado de poner en práctica mientras vivan en la tierra que el Señor y Dios de sus antepasados les ha dado en posesión: 2 Destruirán por completo todos los lugares donde adoran a sus dioses las naciones que ustedes van a desposeer, es decir, en las montañas, en las colinas y debajo de todo árbol frondoso.

3 »Demolerán sus altares, harán pedazos sus piedras sagradas, les prenderán fuego a sus imágenes de la diosa Aserá, derribarán sus ídolos y borrarán de esos lugares los nombres de sus dioses.

4 »No harán lo mismo con el Señor su Dios, 5 sino que irán y lo buscarán en el lugar donde, de entre todas las tribus de ustedes, él decida habitar. 6 Allí llevarán ustedes sus holocaustos, sacrificios, diezmos, contribuciones, promesas, ofrendas voluntarias, y los primogénitos de sus ganados y rebaños.7 Allí, en la presencia del Señor su Dios, ustedes y sus familias comerán y se regocijarán por los logros de su trabajo, porque el Señor su Dios los habrá bendecido.

En este pasaje Dios les manda que destruyan los altares, piedras sagradas, imágenes e ídolos de la gente en la tierra a dónde iban a entrar.

Luego la frase clave es “No harán lo mismo con el Señor su Dios”. El problema de las piedras sagradas, imágenes e ídolos no es solo que son para otros dioses, sino que Dios les dice no hagan lo mismo conmigo. Todos estos objetos no son aceptables de parte de Dios para adorarlo a Él. Por cierto aquí Dios rechaza que se conviertan todos estos lugares en supuestos lugares sagrados.

Levítico 26

1 »No se hagan ídolos, ni levanten imágenes ni piedras sagradas. No coloquen en su territorio piedras esculpidas ni se inclinen ante ellas. Yo soy el Señor su Dios.

Aqui podemos ver que no deben ni siquiere inclinarse ante imágenes ni piedras sagradas.

Mi oración es que este texto sea de bendición en su entendimiento de Dios.

Esteban Searfoss

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: